ENVÍO GRATIS desde 90€ | Solo 2,45€ a partir de 49€
 

Aceite esencial de lavanda

17,90

Aceite esencial de lavanda 100% ecológico.

Recomendado para casos de tensión, ansiedad o estrés ya que tiene propiedades relajantes. Ayuda a conciliar el sueño.

Cosmética natural ecológica elaborada en Galicia.

Envase de cristal 15 ml

Sello distintivo de producto certificado por bio.inspecta  Sello ecoplus norma biovidasana

Plazo de entrega: 48 – 72 horas (laborables)

Hay existencias

SKU: AE01107 Categoría:
 

Descripción

El aceite esencial de lavanda es uno de los aceites esenciales más utilizados en todo el mundo posiblemente debido a su versatilidad, ya que es muy seguro para su uso. Ha sido apreciado desde la antigüedad por sus valiosas propiedades terapéuticas y es muy conocida su acción calmante y relajante, por lo que está especialmente recomendado para casos de tensión, ansiedad o estrés. Además, los días que te cueste dormir, podrás usarlo para que te ayude a conciliar el sueño.

Este aceite esencial es de lavanda angustifolia, ya que es el tipo de lavanda que tiene más propiedades terapéuticas. Además, no contiene rellenos sintéticos ni otros aceites esenciales de baja calidad.

La pureza del aceite esencial también consta de otros factores como por ejemplo: dónde se cultiva, la época de cosecha y el método de destilación. Cabe destacar también que este aceite esencial de lavanda es de producción ecológica certificada y se elabora de forma artesanal en Galicia.

Como curiosidad, debes saber que para obtener un frasco de 15ml de aceite esencial de lavanda como éste, se necesitan más de un kilo de lavandas.

Envase de cristal 15 ml.

Aceite esencial de lavanda: propiedades

La lavanda es una hierba muy versátil y el aceite esencial de lavanda es utilizado en cosmética y con fines terapéuticos. Tiene un aroma floral-herbáceo, es relajante y refrescante, bueno para la mente y el cuerpo. El aceite esencial de lavanda tiene beneficios tanto fisiológicas como psicológicos. Contiene más de 150 componentes activos con propiedades antiinflamatorias, antifúngicas, antimicrobianas, antiespasmódicas, antidepresivas, antisépticas, antibacterianas, analgésicas, calmantes y sedantes.

Aquí te mostramos todas las propiedades del aceite esencial de lavanda:

  • Promueve el buen dormir. En el pasado, las personas llenaban sus almohadas con flores de lavanda para garantizar su calidad de sueño. Hoy en día está científicamente probado su uso en la aromaterapia y se sabe con certeza que puede ayudar a relajarte y que duermas mejor.
  • Alivia los dolores de cabeza. Si con frecuencia padeces cefaleas tensionales o migrañas, puedes usar el aceite esencial de lavanda como una alternativa natural a los medicamentos para aliviar el dolor, ya que posee propiedades anti-inflamatorias que ayudan a reducir el dolor. Además, relaja los músculos tensos que a menudo contribuyen al dolor de cabeza.
  • Sirve para tratar infecciones por hongos. El aceite esencial de lavanda es también un remedio eficaz para combatir las infecciones fúngicas resistentes. También ayuda a calmar la picazón en la piel, heridas leves, cortes, contusiones o quemaduras y reduce el riesgo de cicatrices.
  • Reduce la ansiedad. El aceite esencial de lavanda funciona como un sedante y ayuda a reducir la ansiedad y los ataques de pánico. La aromaterapia con lavanda relaja el sistema nervioso e induce la relajación, lo que ayuda a disminuir la ansiedad. También aleja tu mente de situaciones desencadenantes de ansiedad. Además, ayuda con estimulación cardíaca y disminuye la presión arterial alta.
  • Se usa para tratar problemas respiratorios. El aceite de lavanda también puede ser utilizado para relajar las vías respiratorias y aliviar problemas respiratorios. Sus propiedades anti-inflamatorias también pueden ayudar a fortalecer tu capacidad para evitar los ataques de asma.
  • Alivia el dolor. El aceite de lavanda cuenta con propiedades anti-inflamatorias que pueden ayudar a reducir el dolor, la hinchazón y la inflamación. Se puede utilizar para tratar el dolor en los músculos, dolor en las piernas, dolor de la artritis e incluso un dolor de espalda.
  • Cura la infección por estafilococos. La infección causada por la bacteria estafilococo puede ser tratada con aceite esencial de lavanda debido a sus fuertes propiedades antimicrobianas y anti-inflamatorias. Las bacterias estafilococos pueden causar una serie de problemas de la piel que incluyen forúnculos, impétigo y celulitis.
  • Remedio para los olores desagradables. El dulce aroma del aceite esencial de lavanda puede ayudar con el olor corporal, así como con los olores desagradables de tu cocina, baños, dormitorios o sala de estar. Además, cuando se utiliza con un difusor de aceites esenciales, no causa dolores de cabeza o problemas respiratorios como sucede con algunos ambientadores basados en productos químicos.
  • Como repelente natural de insectos. El aceite esencial de lavanda funciona como un repelente natural de insectos como pulgas, mosquitos, escarabajos, polillas negras, etc.
  • Promueve la regeneración del cabello (alopecia areata). La alopecia areata, una enfermedad auto-inmune que hace que el cabello se caiga de la cabeza de una persona, puede ser tratada con aceite esencial de lavanda. Un estudio del 1998 sugiere que el aceite de lavanda se utiliza en combinación con otros aceites esenciales como el de romero, tomillo y madera de cedro y es un tratamiento efectivo para la alopecia areata.

Usos de aceite esencial de lavanda

El aceite esencial de lavanda es muy utilizado en aromaterapia. Una buena forma de aprovechar tu aceite esencial de lavanda es agregar de 3 a 5 gotas en un difusor de aceites esenciales. También es un aceite muy recurrido para uso cutáneo porque es muy suave y lo puedes utilizar sin problemas con niños, con mayores o con personas con pieles sensibles en general.

A continuación puedes ver cómo utilizar el aceite esencial de lavanda:

  • El aceite esencial de lavanda es muy utilizado en la aromaterapia. Como ya has visto, una buena forma de aprovechar tu aceite esencial de lavanda en un difusor de aceites esenciales. Úsalo, por ejemplo, en tu escritorio de trabajo y así podrás disfrutar de ese delicioso aroma que podrá tranquilizarte.
  • Una idea fabulosa para relajarte del estrés es agregar una o dos gotas en tu bañera.
  • También puedes aplicar el aceite esencial sobre tu sien, muñecas o detrás de las orejas para promover la relajación y evitar el estrés.
  • Una forma práctica en la que puedes utilizar tu aceite esencial de lavanda para evitar el estrés es usar un collar difusor.
  • Oler directamente del frasco siempre es rápido y eficaz.
  • Puedes frotarlo en la planta de los pies, donde se encuentran los poros más grandes de la piel. Ahí entrará directamente a tu torrente sanguíneo y te ayudará con sus valiosas propiedades terapéuticas.
  • Si tienes dificultades para dormir, puedes aplicar una o dos gotas sobre la funda de tu almohada. No te preocupes, no te va a manchar. Un aceite esencial puro no es graso y no va a dejar mancha en el forro de tu almohada favorita.
  • A veces estamos en situaciones donde nuestros músculos requieren trabajar de más. Ya sea que estemos en nuestro trabajo, sentados en la misma posición durante horas, etc. Este aceite esencial puede ser tu mejor aliado, simplemente coloca una o dos gotas sobre el área dolorida, masajea y listo.
  • Si deseas abarcar áreas más grandes del cuerpo, por ejemplo la espalda, puedes utilizarlo con un aceite base para masajear.
  • El aceite esencial de lavanda puede proveerte alivio para los dolores, específicamente para los dolores de cabeza o las migrañas y para los cólicos. Simplemente coloca una o dos gotas en el área afectada.
  • Posee poderosas propiedades antisépticas y antibacterianas. Por esto, puedes utilizarlo para la eliminación del acné, para las alergias ocasionales en la piel, para los hongos, para las picaduras de mosquitos, las cicatrices, cortes e incluso para las quemaduras del sol. Además es bueno para combatir la piel seca, con eczema, psoriasis, entre otros. Como el aceite esencial de lavanda no necesita disolución, simplemente aplica mediante un masaje una gotita en la zona afectada para aliviar tu piel.
  • Para el cuidado del cabello agrega una o dos gotas en tu champú.
  • También es excelente para ayudarnos a combatir los molestos piojos, liendres y los huevos de los piojos. Una forma efectiva para eliminar los piojos con aceite esencial de lavanda, es colocar una gota directamente sobre el área afectada.
  • Es muy utilizado para perfumería, para realizar cremas, champú, entre muchas otras cosas. Así puedes utilizar tu aceite esencial de lavanda para aplicarlo en tus propias cremas para la piel, para el rostro y tu cabello.

El aceite esencial de lavanda es tan versátil, que si consideras utilizar aceites esenciales, éste es un aceite esencial que siempre deberías tener a mano.

 

Dosificación aceite esencial de lavanda

Puedes diluirlo en un aceite vegetal base para aplicarlo sobre la piel mediante un masaje. A continuación te indicamos las medidas en las que lo debes diluir:

USO PORCENTAJE CANTIDAD
corporal 2-4% 40-60 gotas/100 ml
facial 0,5-1% 10-20 gotas/100 ml

Contraindicaciones del aceite esencial de lavanda

Aunque el aceite de lavanda se considera seguro para usar sobre la piel, siempre debes hacer una prueba para descartar la posibilidad de una reacción alérgica. Además, has de tener en cuenta una serie de precauciones a la hora de usarlo:

  • No se debe ingerir ni poner en contacto con ojos ni mucosas.
  • No utilizar durante el embarazo, durante la lactancia o en niños.
  • En caso de tener alguna enfermedad crónica, consulta con un especialista.
  • Es muy importante evitar la exposición al sol después de su uso.

Aceite de lavandula angustifolia 100% puro, procedente de cultivo ecológico. Contiene limonene, linalool y geraniol (compuestos naturales del aceite esencial).

Información adicional

Marca

Formato

Envase de cristal de 15ml