Aromaterapia: las bondades de los aceites esenciales

¿A quién no le encanta percibir en su entorno olores agradables? La aromaterapia, sin embargo, es mucho más que combinar aromas agradables para ambientar lugares. Es un arte y una ciencia milenarios que aportan grandes beneficios. ¿Quieres conocerla más a fondo?

Qué es la aromaterapia

Esta técnica alternativa y heredera de la herbolaria consiste en mezclar aceites esenciales de origen vegetal. Es antiquísima, pues se utilizaba ya en civilizaciones tan remotas como las antiguas China, Egipto y Grecia. Extrae estas gotas de aceite de plantas, hierbas, flores y cortezas, y es capaz de combatir, frenar o curar enfermedades.

Aceite esencial aromaterapia

Entre los principales beneficios de la aromaterapia, destacan las mejoras físicas, psicológicas y emocionales que te proporciona. Algunos la consideran una medicina complementaria; de hecho, se ha utilizado desde siempre. En la época medieval y el Renacimiento europeo, su uso alcanzó grandes cotas, tanto en cantidad como en calidad.

Con todo, tanto la farmacología como la química de los aceites esenciales se desarrollaron al máximo entre los siglos XVIII y XIX, especialmente en Reino Unido y Francia. El interés de los científicos actuales es evidente. Sin duda, la figura del francés René-Maurice Gattefossé resultó determinante: además de dirigir los Establecimientos Gattefossé, pioneros en la aromaterapia, este ingeniero químico impulsó definitivamente esta disciplina.

En la actualidad, se están realizando estudios muy concienzudos que han obtenido conclusiones muy reveladoras:

  • Es eficaz para combatir el estrés, la ansiedad y la depresión.
  • En entornos laborales, mejora el rendimiento y el bienestar físico.
  • Modifica la percepción del dolor, sobre todo los aceites esenciales concretos como el romero y la lavanda.
  • Elimina ese reconocible olor a hospital presente en la mayoría de los espacios sanitarios y, al hacerlo, los pacientes se sienten mejor.
  • Combate el estrés postraumático.

¿Cuáles son sus ventajas más notables?

Combinar extractos de aceites esenciales de plantas aromáticas ofrece grandes ventajas frente a otros recursos, técnicas y terapias comparables. ¡Te contamos cuáles son las principales!:

  • Actúan de modo global, desde el sistema límbico hasta el sistema nervioso. Es decir, inciden física, emocional y nerviosamente.
  • Son eubióticos. ¿Qué significa? Destruyen de forma selectiva los agentes patógenos que te afectan y, así, optimizan tu salud.

Propiedades de los aromas

  • Mejoran la flora intestinal y su equilibro.
  • Su actuación es inteligente y selectiva. Influyen solo en aquellos órganos en los que van a ser útiles. Es decir, que los efectos obtenidos por quien utiliza aceites esenciales de árbol de té y de limón no tienen nada que ver. Mientras que el primero es un magnífico cicatrizante, antiinflamatorio y expectorante, el cítrico reduce la tos y genera efectos analgésicos, mitigando dolores como el de cabeza.
  • Los aceites esenciales suelen combinar varias propiedades únicas y muy eficaces.
  • Jamás crean dependencias.
  • Carecen de efectos secundarios, siempre y cuando se respeten las recomendaciones de uso y se administren en las dosis adecuadas.
  • Figuran entre las terapias alternativas que también equilibran y armonizan.

¿Cómo funciona la terapia de los aromas?

Los aceites esenciales actúan de distinta manera en función del tipo de administración aplicada. Así, podemos aprovecharlos de tres modos:

  1. A través de la vía respiratoria o aérea. Es decir, mediante difusión, vaporización e inhalación. Debes usar este procedimiento para tratar alteraciones emocionales o nerviosas; por ejemplo, para aliviar el estrés. Habitualmente, se utilizan en estos casos aceites esenciales puros. Al percibir estos aromas esenciales por la nariz, se produce de inmediato un sofisticado proceso químico que, a gran velocidad, llega hasta el cerebro. Como influye antes en el sistema límbico y el hipotálamo, que gestionan la esfera emocional y afectiva, puede modificar al instante tus comportamientos y funciones corporales.
  2. De modo tópico. Normalmente, en masajes y aplicaciones locales. Se administran así los aceites puros y, también, otros diluidos con aceites vegetales. La piel y los aceites esenciales tienen una excelente afinidad. Estos la atraviesan enseguida y acceden al sistema circulatorio a través de los vasos sanguíneos dérmicos. Sus efectos, además de en la propia piel, se extienden desde ella a todo el organismo.
  3. Por ingesta oral. Es un método todavía en fase de experimentación y verificación, por lo que siempre ha de adoptarse bajo supervisión médica. Ten presente que puede resultar contraindicado, si no se hace bien, y provocar sobredosis. ¡No necesitas recurrir a ella, mucho menos por tu cuenta y riesgo!

Difusores aromaterapia ecológicos

Para administrar mejor estos aceites esenciales, existen accesorios tan útiles y cómodos como nuestro difusor de aceites esenciales ecológico. Este producto ecológico va liberando poco a poco el aroma de un modo natural. Elaborado en madera de forma artesanal, tiene apariencia de hongo y embellece el entorno, tanto visual como aromáticamente. Está disponible en dos tamaños y añade a su exclusividad unos maravillosos efectos.

¿Para qué sirve y cuáles son los beneficios de la aromaterapia?

Las funciones y los beneficios de la aromaterapia dependen de los aromas esenciales empleados. Por ejemplo, el eucalipto te ayuda a descongestionar tus vías respiratorias cuando estás acatarrado, además de calmar tus dolores musculares. Por otra parte, el jengibre favorece la circulación y previene las náuseas y los mareos; mientras que el geranio levanta el ánimo y aplaca el sistema nervioso.

Con todo, los efectos positivos de la aromaterapia se aprecian en dos grandes niveles:

  • Beneficios para la salud física. Cuentan, según los casos, con propiedades analgésicas, sedantes, diuréticas, antibióticas, expectorantes, astringentes y antisépticas. En concreto, te permiten mejorar problemas gastrointestinales, circulatorios, musculares, respiratorios y menstruales, entre otros.
  • Beneficios psicológicos y emocionales. Te aportan calma, relajación, paz mental y equilibrio afectivo. Sus efectos se aprecian, sobre todo, en manifestaciones como el estrés, la ansiedad y la depresión.

Beneficios de la aromaterapia

Las funciones y los efectos de los distintos aceites esenciales se pueden clasificar en tres categorías:

  1. Relajantes. Aportan calma, pausa, relax y suavidad física o emocional. Entre otros, figuran la manzanilla, la lavanda, el incienso, la naranja, la mirra, la mandarina y el jazmín.
  2. Revitalizantes. Aportan vida y salud, como es el caso del limón, la canela, la vainilla, el geranio, la semilla de pomelo, el enebro y el romero, por ejemplo.
  3. Estimulantes. Cuando necesitas un plus de actividad y potencia, el árbol de té, el eucalipto y la menta siempre acuden en tu ayuda.

En definitiva, la aromaterapia es un recurso enormemente positivo para tu bienestar, tu salud y tu equilibrio emocional. En Fieito ponemos a tu alcance los mejores aceites esenciales para optimizar tu día a día.

Comparte esta entrada

¡Valora esta entrada!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.